¡No te pierdas nuestras recetas y noticias!

El Señor Polímero – una vida plastificada

¿Una historia imaginaria?

El Señor Polímero es una persona muy sana. Por eso cuando se levanta por la mañana se prepara un té con un hervidor de agua de plástico. Es un hervidor de una marca muy buena, aunque en ningún sitio pone de qué tipo de plástico se trata. La infusión, de una marca también muy conocida, viene envasada en sobres de plástico individuales para que se mantenga fresca. Tampoco pone la composición del plástico de las bolsitas, pero la marca es muy buena. Una vez preparada la infusión, le echa leche de un tetra-brick con el interior recubierto de plástico. También se prepara fruta, cortada sobre una bandeja de polipropileno (PP). Como hay que tomar hidratos de carbono de absorción lenta para mantener la energía durante el día, se prepara tostadas en una tostadora de plástico (que se calienta bastante) de una marca buenísima y le echa un chorrito de aceite de oliva virgen extra de una marca también muy conocida, en botella de plástico. Finalmente, como el Señor Polímero es tan sano, se prepara un jugo de naranja con un exprimidor de plástico de otra marca muy conocida, no se vayan ustedes a creer. Aquí sí que pone el código del plástico: 7.

Hombre cubierto de plástico
Plastificado, de www.elmundoestaloco.com

Como también el almuerzo debe ser sano, se prepara una ensalada. Corta la verdura sobre la tabla de cortar de PP y utiliza ensalada ya lavada y preparada, en bolsa de plástico (que tampoco se sabe de qué plástico es). Para acompañar con proteína de calidad, nada mejor que echar atún, que es pescado azul. Le echa atún en lata, de otra marca muy conocida. El interior de la lata está recubierta con resina epoxi para que la comida no entre en contacto con el metal. Y finalmente mete toda la ensalada en un contenedor de plástico (PP) para llevárselo al trabajo.

Como también es muy limpio, el Señor Polímero se ducha, usando un gel de baño, también de marca, envasado en botella de plástico. Luego se hidrata bien la piel porque, adivinen ustedes, eso también es muy sano. Para ello utiliza una crema hidratante, también envasada en plástico. Finalmente se afeita, porque hay que cuidar la imagen, con una maquinilla desechable de plástico.

Ya en el trabajo, durante el día, bebe mucha agua, de un dispensador de plástico que proporciona la empresa y que recoge en una botella de plástico reutilizada. Porque, como todo el mundo sabe, beber mucha agua es importante para la salud.

Por la tarde, celebra un cumpleaños de un compañero de trabajo, toma un pedazo de tarta en un plato de plástico, con cubiertos de plástico y bebe un poco de cava en vaso de plástico de poliestireno (PS).

Al terminar el trabajo, el Señor Polímero entra en su coche nuevo, con todo el interior de plástico. Como es verano la temperatura interior es muy elevada (45º) y desde luego, aunque el coche no es nuevo, sigue oliendo a plástico. Todavía más con el calor.

Pero tiene que comprar. Conduce hasta el centro comercial y saca dinero del cajero automático. Guarda el recibo de papel térmico. Compra comida, envasada pulcramente en bandejas de PS o de polietileno tereftalato (PET) y el cajero le da el recibo de la compra también en papel térmico, que dobla y guarda en la cartera, junto con los demás recibos de papel térmico.

Ya en casa, el Señor Polímero se da cuenta de que es tarde y como ya hemos dicho que es muy sano y se alimenta bien, se toma un yogur de soja en un envase de PS, se prepara otra infusión del mismo hervidor plástico, se lava los dientes con pasta dentífrica de un tubo de plástico y usa un colutorio envasado en botella de plástico.

Eso sí, el Señor Polímero ha cometido un error: no ha ventilado la casa porque no ha tenido tiempo, a pesar de la cantidad de aparatos electrónicos, electrodomésticos y sus transformadores, todos con carcasa de plástico que, al calentarse, liberan plastificantes a la atmósfera. Pero un día es un día.

¡Buenas noches Señor Polímero!

Nuestro plástico es nuestro problema

2 comentarios en “El Señor Polímero – una vida plastificada

  1. Me ha gustado mucho el video creo que se debería divulgar más porque no nos damos cuenta pero el plástico esta presente en todo lo referente ala alimentació.

  2. Es cierto. Pero cómo las autoridades responsables de ello , han dejado que se introduzca y utilicemos por lo tanto en nuestra vida diaria?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Mediante el envío de mis datos personales confirmo que he leído y acepto la política de privacidad de Conasi.eu.