¡No te pierdas nuestras recetas y noticias!

Germinados, ¿cómo hacerlos en casa?

Los germinados son alimentos vivos por naturaleza, pequeñas plantas que se encuentran en su momento de máxima vitalidad.
Aunque bajo el punto de vista occidental el consumo de germinados puede parecer una novedad, hace siglos que se vienen consumiendo alimentos elaborados en base a germinados en China, Oriente Medio o África.
Germinar en casa es realmente sencillo, lo único indispensable es disponer de semillas específicas para germinación (con las legumbres es posible que obtengas buenos resultados aun sin ser especiales para germinar, solamente ecológicas, pero con otras semillas si no son semillas de germinar es posible que se pudran y te desanimes).

germinados
Germinados, aprende cómo hacerlos en casa

Propiedades generales de los germinados

  • El contenido nutricional de las semillas germinadas es superior al de las plantas adultas en lo que respecta a enzimas, ácidos grasos esenciales, vitaminas – A, E, C y del grupo B, minerales, oligoelementos, proteínas y fibra. También existen evidencias de que los germinados mejoran los niveles de ácido gamma–aminobutírico (GABA), compuesto involucrado en la regulación de la presión sanguínea.
  • La mayor concentración de nutrientes se da a los pocos días de empezar a germinar (típicamente de 3 a 5 días).
  • Los germinados son fácilmente digeribles debido a los cambios sufridos durante el proceso de germinación, que transforma compuestos complejos en sus constituyentes esenciales. La germinación (lo mismo que la cocción) reduce los elementos tóxicos o antinutricionales de las legumbres, es decir: los elementos que reducen la biodisponibilidad de algunos nutrientes. Un ejemplo de elemento antinutricional es el ácido fítico, que reduce la absorción de calcio, hierro, magnesio y zinc.
  • Es conveniente prestar especial precaución a los germinados comerciales debido a la vinculación con algunos casos de contaminación por Salmonella y Escherichia coli. Además, dado que las vitaminas son muy delicadas, los germinados frescos son más ricos en vitaminas que los comerciales. Tampoco hay control sobre el tiempo de germinación de los germinados comerciales. Finalmente, los germinados comerciales acostumbran a tener un bajo contenido en clorofila (son de color pálido, no verde).
  • En cuanto a su uso, se pueden consumir en ensalada, en zumos o en batidos.

¿Cómo germinar en casa?

A continuación os explicamos el uso de los diferentes tipos de germinadores:

  • Germinadores manuales:
    • Germinadores de plato: para todas las semillas, pero especialmente las semillas mucilaginosas (semillas que al mojarse forman mucílago: lino, albahaca, mostaza, rúcula, berro y chía). Las semillas se remojan, extienden y se deben mantener siempre húmedas, no encharcadas. Estas semillas no se pueden germinar en tarros.
    • Germinadores de tarro: ideales para las semillas no mucilaginosas (la mayoría de semillas: brócoli, rábano, fenogreco, todas las legumbres, col, zanahoria, remolacha, trébol rojo, sarraceno, girasol…). Es método más sencillo y práctico, especialmente en tarros que se mantienen en posición inclinada para drenar el agua y con una rejilla para facilitar la aireación, el lavado y el drenaje.
  • Bolsa de germinar, de cáñamo: las bolsas de germinar o para filtrar leches vegetales, al igual que los tarros solo sirven para las semillas no mucilaginosas. La bolsa es ideal si se dispone de poco espacio en la cocina, ya que se puede guardar fácilmente en cualquier lugar. Se utilizan como los tarros, si bien las semillas no reciben luz para formar la clorofila.
  • Bolsitas de germinación “Pep up”: un nuevo método de germinación realmente práctico ¡no necesitamos germinador! Las semillas están empaquetadas en unas bolsitas de maíz (como bolsas de té) y se germinan en esta misma bolsa. Simplemente hay que dejar la bolsita en remojo unas horas y mantenerlas húmedas durante 2-3 días.
  • Germinador eléctrico: con Easygreen se pueden germinar todas las semillas, mucilaginosas o no, sin necesidad de remojar. Solamente hay que poner las semillas sobre las bandejas, meter las bandejas en el germinador y al cabo de unos días sacar las bandejas con sus germinados. Es un método automatizado que riega varias veces al día mediante aspersión de agua siempre limpia.

Germinar es un proceso realmente sencillo, si queréis saber más sobre las propiedades de los germinados en concreto os invitamos a leer este post y si ya habéis intentado germinar y no lo habéis conseguido, os damos las claves para que la germinación sea un éxito asegurado.

Recomendación Conasi

Cada persona puede encontrar su forma preferida de germinación. Nuestras recomendaciones son:

  • Si vas a empezar a germinar, te recomendamos probar con las bolsitas “Pep up” ya que es el método más sencillo ¡resultado asegurado!  Estas bolsitas también son muy útiles para cualquiera que ya sepa germinar y quiera hacer germinados “sin pensar mucho”: pones una bolsita a remojo por la noche y al día siguiente la dejas en el cuenco y la remojas 2 veces al día.
  • Si os animáis y queréis hacer mayor cantidad de una vez, podéis elegir entre las bolsas de cáñamo o los tarros (si no tenéis nada de espacio, podéis usar bolsas, si no os importa tener los tarros, consideramos que son más limpios y prácticos).
  • Los platos de germinación los recomendamos cuando tenéis especial interés en germinar semillas mucilaginosas. Aunque se puede germinar cualquier tipo de semillas en plato, requieren más atención que en el tarro.
  • El germinador eléctrico es para los que ya lo tienen muy claro: “quiero consumir germinados de forma regular y no quiero estar pendiente de remojos ni riegos”.

Descubre las propiedades de cada semilla  y las claves para que la germinación sea un éxito asegurado.
¿Te animas a germinar? Como puedes ver, no hay excusa, hay un método de germinación para cada uno.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Mediante el envío de mis datos personales confirmo que he leído y acepto la política de privacidad de Conasi.eu.